Impresión es solo el 15% del costo de los libros de texto en Republica Dominicana

libros(raccoonknows.com)El alto precio de los libros de texto ha sido una queja constantes de los padres y tutores en los últimos años y motivo de preocupación y cuestionamientos por las autoridades de educación y organizaciones de la sociedad civil. Ayer la Cámara de Diputados se declaró en sesión permanente para discutir este tema.

El presidente de la Cámara de Diputados, Abel Martínez, refirió que la Constitución Infantil, que tiene más de 130 páginas a color, costó RD$30 la unidad a en una editora, por lo que cuestionó que los libros de texto, con número de páginas similar, tengan precios tan elevados.

Sin embargo, el presidente de la Asociación Dominicana de Industrias Gráficas (Adigas), Luis Miura, dijo que el costo de impresión representa solo el 15% del precio de los libros, por lo que será necesario consultar a los editores para que expliquen los demás factores que inciden en el precio de las publicaciones.

El gerente general del grupo editorial Norma, Robin Lara, quien ha laborado en el sector durante quince años, explicó que los salarios de los empleados y el pago a escritores representan la carga más pesada que asumen las editoras.

Destacó que los costos de distribución, inventario y almacenamiento son muy altos, por lo que no se puede evaluar únicamente el factor impresión.

El presidente de Adigas señaló que el proceso de cambio de edición tiene que ser aprobado en por el Ministerio de Educación e implica un proceso largo de alrededor de tres años.

Asimismo, el dirigente negó que el incremento de los precios se relacione a las impresiones en el exterior y aseguró que se acude a ese recurso solo cuando resulta menos costoso que hacerlo en el país.

Miura Llamó a que se implemente la ley 502-08, que define las reglas y normalización del mercado editorial, y que no se ha aplicado por falta del reglamento, que debió emitirse a los sesenta días de promulgación de la pieza.

De su lado, José Miguel González Cuesta precisó que comparte la idea de que se busque una alternativa para evitar que cada año se estén cambiando los libros de texto. “Creo que cualquier iniciativa que vaya en camino a tratar de resolver ese tema, será buena”, sotuvo el empresario.

CategoríasSin categoría