Loading...

image

 

Lindsay Lohan pasó un mal rato cuando su tarjeta de crédito fue supestamente rechazada cuando fue a pagar la cuenta en una discoteca de la zona de los Hamptons, cerca de Nueva York, el sábado pasado.

Según The New York Post, la actriz estadounidense famosa por sus problemas con las drogas y el alcohol intentó pagar la cuenta de $2,500 de la mesa que compartía con amigos y otros conocidos en la discoteca 1Oak de Southampton, pero la tarjeta no pasó por esa cantidad.

Lohan, quien actuará próximamente en Londres en la obra Speed the Plow de David Mamet, supuestamente se mostró desesperada al ver que su tarjeta era rechazada. Al final, sus amigos y otras personas del grupo tuvieron que aportar dinero de sus bolsillos.

Fuente: Peopleenespañol