Mascarillas naturales para tu tipo de piel

image

Piel seca

Mascarilla de aguacate
Este fruto es rico en aceites y en vitamina E, que humectarán tu piel y la harán lucir tersa.

Sólo mezcla la pulpa de medio aguacate con un poco de aceite de oliva. Aplíca la pasta sobre el rostro limpio y déjala actuar durante 30 minutos, mientras te relajas.

Retira con agua fría y termina la rutina rociando agua de rosas sobre el rostro. De inmediato notarás la diferencia!

Mascarilla integral
Mezcla en un tazón cantidades iguales de harinas integrales de avena, arroz y trigo. Añade un poco de leche en polvo.

Agrega a la mezcla agua hirviendo y remueve bien, puedes agregar más agua hasta que tengas una pasta tersa. Espera hasta que se enfríe un poco y aplíca la masa sobre el cutis.

Deja actuar media hora y retira con agua tibia. Verás como tu piel recupera luminosidad.

Piel con acné

Mascarilla con yoghurt natural
Aplica una buena cantidad de un yoghurt natural espeso sobre el rostro limpio y seco. Permite que actúe durante unos 20 minutos. Retira con agua tibia y termina con un choque de agua helada. Notarás la disminución de los poros.

Mascarilla frutal de fresas
Tras una limpieza a fondo, pero delicada, machaca unas cuantas fresas y extrae su pulpa. Aplícala sobre la cara y el cuello.

Acuéstate durante unos 15 minutos con las piernas en alto para aumentar el flujo de sangre hacia la cara. Cuando la pasta se haya absorbido por completo, retírala con agua y aplícate tónico y crema hidratante (emulsiones ligeras y libres de grasa).

Piel grasa

Mascarilla cítrica de café
Mezcla media cucharada de café, una pizca de bicarbonato de sodio, la ralladura de la piel de medio limón y tres cucharadas de agua.

Extiende la mezcla directamente en las zonas más grasas de la cara (la famosa zona T) con un suave masaje de movimientos circulares.
Después de unos minutos, retira con agua.

Mascarilla de tomate
Ralla y machaca un tomate hasta formar una pasta uniforme. Después, aplica la mascarilla natural por todo el rostro y déjala actuar durante unos 15 minutos.

Retira con abundante agua tibia y aplica una loción humectante libre de aceites. Notarás un cutis más limpio.

CategoríasSin categoría