Falleció ayer en la tarde en el hospital Ney Arias Lora el subdirector del Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo Hombres, Starlin Amarante Polanco, quien resultó con múltiples heridas de armas de fuego el viernes durante el intento de asalto a esa cárcel, donde murieron cuatro reclusos y otros nueve quedaron heridos.

El agente penitenciario había sido trasladado ayer en la mañana desde el hospital Juan Pablo Pina, donde fue ingresado el viernes para estabilizarlo, tras diversas cirugías realizadas de emergencia. Amarante Polanco, de 33 años, deja en la orfandad a dos niños, de 10 y 4 años. Sus restos fueron trasladados al hospital Marcelino Vélez, de Herrera, para el examen forense y de ahí a San Francisco de Marorís, donde serán velados en la funeraria municipal.

En condición crítica La Procuraduría General informó que se encuentra en condición crítica el otro agente penitenciario que también resultó herido, Milciades Casanova, quien fue llevado el viernes al hospital Ney Arias Lora, luego de recibir impactos de balas en el área del cuello. El médico cirujano del hospital Juan Pablo Pina de San Cristóbal, Elieser Nina, quien atendió al fallecido agente penitenciario, dijo ayer que el paciente fue trasladado al Ney Arias Lora en un estado de sumo cuidado.

Mientras, el director del hospital Juan Pablo Pina, Miguel Ángel Gerardino, informó que en ese centro permanecen ingresados en condición estable cinco de los reclusos heridos, todos en las piernas. Indicó que posiblemente dos sean despachados mañana, pero tres tendrán que quedarse por más tiempo, porque hay que curarlos todos los días y tienen que estar protegidos.

Estos permanecen en un área bajo estrictas medidas de seguridad, a cargo de agentes de la Policía Nacional y del sistema de vigilancia penitenciaria.

La Procuraduría indicó que las investigaciones avanzan, pero que hasta el momento la información es clasificada para no entorpecer las indagatorias.

Resaltó que el agente Amarante Polanco, junto a todo el personal de seguridad del Centro de Corrección, enfrentó a una banda que intentó asaltar el recinto, logrando frustrar la acción, así como evitar fugas de internos. Cuatro integrantes de la banda dispararon con armas de guerra desde una yipeta Hyundai Tucson gris.

Fuente:Listindiario