Loading...

image

 

La cefalea provocada por el frío, también llamada cefalea del helado, es un dolor de cabeza provocado por la absorción rápida de bebidas frescas o de alimentos tales como un helado. El dolor es debido al contacto del frío con el paladar.

Se ha demostrado que la frecuencia de consumo de alimento fríos está vinculado con la aparición de este tipo de cefalea.

Causas y frecuencia

“La cefalea del helado” está provocada por la ingestión rápida de bebidas o de alimentos fríos. Este dolor de cabeza suele ser debido al contacto de algo frío con el paladar en el momento de su deglución. Normalmente, el dolor aparece a los 10 segundos de haber consumido el producto frío y dura cerca de 20 segundos (aunque entre ciertas personas, el dolor puede permanecer más tiempo).

El lado de la cabeza donde se produce el dolor corresponde a veces con el lugar del contacto entre el helado y el paladar; en el momento de la ingestión de la sustancia fría, el dolor aparece a ambos lados de la cabeza.

El mejor remedio para evitar este tipo de cefalea es no consumir productos muy fríos de manera demasiado rápida y mantener el alimento un poco en la boca para acostumbrar el paladar a su temperatura.

El dolor de cabeza es la consecuencia directa del rápido enfriamiento y luego del calentamiento de los capilares sanguíneos a nivel de los senos. Se trata de un fenómeno similar –pero indoloro– al que tiene lugar a nivel de los vasos sanguíneos cuando la cara se enrojece después de haber estado fuera un cierto tiempo con frío.

En ambos casos, el frío fuerza los capilares de los senos a contraerse, y luego conocen una dilatación brutal al calentarse de nuevo. En el paladar, esta dilatación es percibida por receptores sensoriales del dolor que envían así las señales al cerebro a través del nervio trigémino.

Aunque la temperatura exterior sea caliente, es posible sufrir de una cefalea de este tipo, porque depende de la temperatura de los alimentos y no tanto de la temperatura exterior.

Síntomas

El paciente siente un dolor al nivel del cráneo y puede, por ejemplo, tener punzadas en medio de la frente, a nivel de la sien o por detrás de los ojos.

Entre los vasos sanguíneos del cerebro afectados, las arterias cerebrales anteriores, que pasan por medio del cerebro y por detrás de los ojos, se dilatan y un flujo de sangre sube hasta el cerebro, simultáneamente al dolor. Algunos segundos más tarde se produce una vasoconstricción rápida. Esto corresponde a la desaparición de la cefalea.

Alivio

Para aliviar el dolor, ciertos médicos recomiendan pegar la lengua al paladar, a nivel de la zona afectada, o inclinar la cabeza para atrás durante unos diez segundos. Otro método simplemente consiste en beber o en comer alimentos que tengan una temperatura más alta que la sustancia que ha provocado el dolor de cabeza. Inspirar por la boca y expirar por la nariz también permite recalentar las cavidades nasales gracias al paso de aire caliente.

Fuente: Imujer