Salud Pública con cambios de rostros, pero igual precariedad (RD)

SANTO DOMINGO, RD.- La muerte de 11 niños en un fin de semana en el Hospital Infantil Robert Reid Cabral, y la aparición del virus chikungunya que contagió a 524,297 personas en nueve meses evidenciaron las precariedades del sistema nacional de salud, y como remedio inmediato el presidente Danilo Medina le «aplicó la dosis» de cambio de ministro de salud pública, quizás con la esperanza de curar el mal crónico que por décadas afecta al país.

Así es como Altagracia Guzmán Marcelino retornó al Ministerio de Salud Pública y, como en la primera ocasión de 1997, luego de una crisis que deja mal parado al gobierno y su política sanitaria.

No obstante, las debilidades se mantienen en el sistema, y se evidencia en los establecimientos asistenciales.

El 2014 marcó las vidas de los doctores Freddy Hidalgo Núñez y Rosa Nieves Paulino, ex ministro de Salud y ex directora del hospital Robert Reid Cabral, destituidos de sus cargos en medio de un escándalo por la muerte de esos niños, por supuesta negligencia médica, de acuerdo con los resultados de las investigaciones de la comisión que encabezó la ministra para determinar las causas que provocó el fallecimiento de los niños.

Este año también alertó al sistema sanitario con el virus de ébola que afecta la parte occidental de África, y del que se registran algunos casos en Estados Unidos y España.

En el caso de República Dominicana se tomaron medidas de prevención, y se habilitó un área en el hospital militar Ramón de Lara, ubicado en San Isidro, para enfrentar un eventual caso. En este año quedó pendiente el funcionamiento del Modelo de atención primaria en salud, para mejorar la asistencia sanitaria.

EPIDEMIAS | Debut de la chikungunya

República Dominicana aprendió a lidiar con el virus chikungunya, una epidemia que “arrodilló” a las autoridades. El primer caso se detectó el pasado mes de marzo, y de ahí se mantuvo en alza en todo el país con reportes de miles de casos semanales.

PLANES | Reducir mortalidad

Las autoridades del Ministerio de Salud Pública aún no logran reducir las mortalidades materna e infantil, y que consta en su plan estratégico 2012-2016, La meta es bajar las defunciones maternas de 106 a 50 por cada 100 mil embarazadas, y las infantiles a 27 por cada 1,000 nacidos vivos.

OTRAS ACCIONES | Defender sus colegiados

Durante este año fueron varias las denuncias de precariedades en los hospitales públicos, por parte de los médicos, incluyendo los del Comité SOS del hospital infantil Robert Reid Cabral, quienes recibieron el respaldo del Colegio Médico Dominicano (CMD).

Seguridad Social cierra un nuevo año con tímido avance

El Sistema Dominicano de Seguridad Social (SDSS) mostró avances en este 2014 con la autorización de cobertura médica a los recién nacidos del Régimen Subsidiado del Seguro Familiar de Salud (SFS), así como con la devolución de aportes a afiliados de ingreso tardío y con enfermedades terminales.

Asimismo, sus autoridades muestran un aumento de las afiliaciones y estabilidad financiera.

No obstante, siguen pendientes la ampliación de cobertura del Plan Básico de Salud, seguro de salud para pensionados de los dos regímenes, para beneficiar a 1,255,000 personas.

También sigue pendiente el funcionamiento del Primer Nivel de Atención y el Fondo Nacional de Atenciones Médicas por Accidentes de Tránsito.

Hospital Luis E. Aybar será cosa del pasado

El 2014 quedará en la memoria del personal de salud y administrativo del hospital Luis Eduardo Aybar que vio cerrar sus puertas para dar paso a la demolición de la estructura de más de 68 años y la construcción de nuevas instalaciones que llevarán el sello del presidente Danilo Medina, como observó el neurocirujano José Joaquín Puello.

Durante este año también son reestructuradas las plantas físicas de los hospitales Darío Contreras y el José Cabral y Báez, de Santiago.

A nivel general, el gobierno invierte fuertes recursos en remodelaciones y ampliaciones de 56 centros de salud a nivel nacional y decenas de Unidades de Atención de Primer Nivel con lo que se espera mejore los indicadores sanitarios.

Enfermedades que se mantuvieron latentes

El dengue, la mortalidad materna y la infantil se mantuvieron en alta durante este año, con 60 defunciones hasta la semana epidemiológica número 45 en el primer caso.

Mientras tanto, la mortalidad materna sigue siendo un problema de salud pública, con una tasa de 106 muertes por cada 1,000 niños nacidos vivos.

La tasa de defunciones infantiles están en 32 por cada 1,000 nacidos vivos.

Otras enfermedades que se mantuvieron activas durante este año fueron las infecciones respiratorias agudas y las diarreicas. Sin embargo, el país logró por segunda ocasión la distinción por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS/OPS) el reconocimiento como “Campeón” de la prevención y control de la malaria.

FUENTE