Loading...

image

 

Sin duda alguna, las mujeres hacemos cualquier cosa por la belleza: la última moda consiste en hacer tratamientos estéticos con caracoles, una forma natural y un tanto extraña de cuidar nuestra piel. Algunos plantean que tiene enormes beneficios, otros creen que no es más que una farsa para quitar un montón de dinero a los incautos.

A favor del tratamiento estético con caracoles

Todos conocemos las cremas con baba de caracol tan conocidas del mercado. Sin embargo, estas cremas tienen un montón de productos químicos que pueden ser dañinos para tu piel, por lo que el verdadero tratamiento estético con caracoles se hace con el mismo animal reptando por el rostro. Combinado con una limpieza de manera natural, los caracoles se colocan en el rostro por apenas 5 minutos, en la zona de las mejillas y la frente. A algunas les parecerá asqueroso, pero dicen que ayuda a reparar la piel dañada y promover la belleza de la misma, además de evitar el envejecimientoprematuro, retener la humedad, reducir la inflamación y eliminar la piel muerta.

Se dice que la baba de caracol tiene un cóctel de proteínas, antioxidantes y ácido hialurónico que mejoran el aspecto de la piel. El ácido hialurónico es una molécula que tenemos los seres humanos y que ayuda a que los tejidos sean flexibles y cicatricen. Por su parte, los antioxidantes protegen a la piel del daño de los radicales libres externos y las proteínas son un punto básico en el proceso de regeneración de la piel.

En contra del tratamiento estético con caracoles

Hay algunos científicos y especialistas dermatólogos que están en contra de los tratamientos estéticos con caracoles y consideran que no es más que una farsa sin comprobación suficiente. Por un lado debemos entender que los beneficios para la piel del ácido hialurónico dependen de qué tan larga sea la cadena molecular y la de la baba de caracol no es suficiente para conseguir los resultados que el tratamiento dice tener. Además, su efecto no funciona porque no logra penetrar la piel.

Además, el no saber de dónde provienen los caracoles nos podría hacer sufrir una reacción alérgica en la piel.

¿Probarías a hacerte un tratamiento estético con caracoles? ¿Lo hiciste alguna vez? ¿Te dio buenos resultados? Cuéntanos tu experiencia con este tratamiento que está haciendo furor alrededor del mundo y tu opinión al respecto de los tratamientos hechos con animales, como la ictioterapia.

 

fuente Otramedicina