Loading...

image

 

as pestañas, ¡qué gran dilema! Las chicas que las tienen largas las quieren más cortas, las que tienen poco las quieren en abundancia, y así nos podríamos pasar muchísimo rato, pues casi nunca por no decir nunca– estamos felices con lo que tenemos y siempre anhelamos lo opuesto. Sin embargo, tener unas pestañas fuertes siempre está en los “musts” en cuanto a pestañas, pues sin duda lucirán sanas y en todo su esplendor, y por supuesto, no se caerán tan fácilmente.

Que las pestañas pierdan su fortaleza puede deberse a varios motivos, como por ejemplo, el uso recurrente del rizador de pestañas, la máscara de pestañas, no desmaquillarse correctamente, e incluso por motivos de nutrición y salud. En este caso, te traemos algunos trucos caseros para fortalecer las pestañas y que siempre luzcas unos ojos preciosos.

1. Desmaquillar

Realmente, es imprescindible desmaquillar cada día el rostro, incluyendo las pestañas; pero en este caso hay que ser muy cuidadosos, pues estas son muy sensibles, por lo que los productos y la forma de limpiarlas deben ser especialmente delicados con ellas.

Siempre usaremos un algodón bien empapado con un desmaquillante, (preferiblemente bifásico para el caso de máscaras de pestañas, sobre todo las waterproof). A la hora de aplicar y limpiar, siempre debes cerrar el ojo y dejar el algodón impregnado encima de las pestañas durante unos segundos, y luego arrastrar suavemente el algodón de arriba a abajo. Si fuese preciso, repite el proceso cuantas veces haga falta. Nunca limpies en círculos o de otra manera tus pestañas, pues sino perderán toda su fuerza y se caerán frecuentemente.

2. Aceite de almendras

El aceite de almendras es muy beneficioso en múltiples casos, y precisamente ayuda mucho para fortalecer las pestañas, pues les aporta todos los nutrientes que necesitan y que muchas veces no consumimos adecuadamente durante las comidas.

Puedes usar el aceite de almendras tanto para limpiar como solo para nutrir. Para limpiar es preferible que sea con un algodón y siempre usándolo como hemos dicho; mientras que para nutrir puedes ponerte una gota en el dedo y aplicarla suavemente en el nacimiento de las pestañas.

3. Aceite de oliva

El aceite de oliva cumple también muy bien su papel como fortalecedor de pestañas. Puedes seguir los mismos pasos que en el caso del aceite de almendras.

4. Manzanilla

La manzanilla también es un remedio natural muy usado en el ámbito de la belleza, tanto para el cuerpo como para la cara. Prepara una infusión de manzanilla y aplícatela con un algodón sobre los ojos y las pestañas, de este modo relajarás los párpados, las bolsas y fortalecerás y alargarás las pestañas.

Recuerda que todos los tratamientos deben aplicarse siempre con la cara bien limpia, y si lo haces de noche aumentarás sus efectos.

Fuente: Imujer