Kim kardashian-Robo-Paris-Raccoonknows.jpg

 

La estrella de reality Kim Kardashian pensó que abusarían sexualmente de ella cuando hombres enmascarados entraron a su habitación, en París, para despojarla de sus bienes.

De acuerdo con TMZ, la socialité se encontraba en la cama en bata cuando escuchó pisadas y vio al menos a un hombre a través de una puerta corrediza de cristal.

Kardashian intentó llamar a su guardaespaldas, pero los hombres le gritaron que saliera de la cama y le quitaron el celular.

Los delincuentes enmascarados le amarraron las manos y la llevaron al baño amenazándola con una pistola en su cabeza, mientras ella pedía que no le hicieran daño porque tenía dos hijos.

Kim entonces les ofreció su dinero y que podían tomar todo lo que quisieran, por lo que agarraron una caja con joyas y el anillo de matrimonio, el cual le exigieron al momento del robo.

Una de las acompañantes de Kim también se encontraba en la habitación de dos pisos durmiendo, y al escuchar lo que sucedía, se encerró en el baño para llamarle al guardaespaldas y a Kourtney, que se encontraban con Kendall en el centro nocturno L’Arc.

El rapero Kanye West, esposo de Kim, detuvo el concierto que realizaba en el festival The Meadows, en Nueva York, con el fin de trasladarse a París por la madre de sus hijos.

De la misma manera, Kendall Jenner, quien viajó con sus hermanas a París por la Semana de la Moda, canceló todos sus compromisos para regresar a casa con su familia.

Fuente