Terremoto-en-chile-raccoon-knows

Al menos 10 personas murieron tras el sismo magnitud 8.3 que sacudió el miércoles el centro de Chile. Además una persona está desaparecida y un millón de personas fueron evacuadas, según el último balance proporcionado este jueves por las autoridades chilenas.

Seis de las víctimas mortales se encuentran en la región de Coquimbo, tres en Valparaíso y una en la zona Metropolitana, indicaron este jueves autoridades de la Oficina Nacional de Emergencias (Onemi).

El sismo, que en un principio había sido estimado con una magnitud de 7.9, ocurrió a las 19:54 hora local a 55 kilómetros al oeste-noroeste de Illapel, y a 232 kilómetros al nor-noroeste de Santiago, informó el USGS. Su hipocentro se localizó a una profundidad de 33 kilómetros.

El sismo sacudió las zonas Metropolitana y El Maule, informó la Onemi. El Servicio Hidrográfico Oceanográfico de la Armada de Chile estableció alarma de tsunami para toda la costa del país.

Tras la alerta de tsunami, miles de personas caminaban hacia zonas seguras, alejadas del borde costero.

En varias ciudades costeras el agua del mar ingresó unos 30 metros, aunque aparentemente los daños han sido menores, según un despacho de EFE.

Las autoridades en Santiago indicaron que se registraron daños en distintas casas de adobe así como en el aeropuerto internacional de Santiago, donde cayeron los techos falsos de algunas zonas del edificio, agregó la agencia española.

Las radios informaron de daños en distintas infraestructuras como puentes y carreteras y que en la localidad de Salamanca, en el norte del país, varias casas de adobe se derrumbaron por la fuerza del sismo, de acuerdo con EFE.

La Onemi pidió evacuar los sectores costeros a lo largo de todo el territorio chileno.

“Se va a declarar zona de catástrofe en todas las zonas afectadas”, dijo la presidente Michelle Bachelet.

“Todos han dicho que este es el sexto terremoto en la historia de Chile (…), pero frente a eso es que hasta ahora la respuesta ha sido buena”, destacó la mandataria antes de viajar a la zona de desastre, de acuerdo con la agencia francesa AFP.

Destacó que “todavía no tenemos una real magnitud del daño causado”.

FUENTE