playas

SANTO DOMINGO. Senadores y empresarios del sector hotelero y turístico se reunieron ayer para conocer aspectos sobre la libertad de acceso a playas, ríos y lagunas y el derecho de la propiedad privada en instalaciones dentro de la franja marítima, contemplados en un nuevo proyecto de ley que plantea regular el acceso de los ciudadanos a las zonas costeras y de afluentes en República Dominicana, consagrado en el artículo 15 de la Constitución.

El proyecto, de la autoría de los senadores Félix María Nova Paulino y José Rafael Pantaleón, establece como una de sus misiones primordiales el ofrecer garantías colectivas a los ciudadanos para el disfrute de las playas, ríos, lagos y lagunas, a través de servidumbres (espacios para acceder a estos).

Sobre las servidumbres, se especifica que estas “resultan suficientes con permitir un simple derecho de paso”, por lo que no podría exigirse que cuenten con las características de un camino público que permita el ingreso de vehículos. Asimismo plantea con “carácter obligatorio” que dichos accesos deberán existir al menos cada 5,000 metros.

Al finalizar la reunión, el senador Carlos Castillo, quien preside la comisión que estudia el proyecto, declaró que la definición de los derechos de la ciudadanía en cuanto al acceso a los recursos públicos “es un tema muy sensible, porque la industria del turismo es la columna vertebral de la economía dominicana”.

Por parte del sector empresarial, el vicepresidente de la Asociación Nacional de Hoteles y Turismo, Andrés Marranzini, pidió que el proyecto aborde los conceptos de derecho de propiedad de manera más amplia y se tomen en cuenta las inversiones existentes.

Mientras, la Cámara Americana de Comercio observó que las servidumbres deberían en el área “que menos afecte y perjudique al predio sirviente” o de lo contrario -argumenta- se lesionaría la inversión nacional extranjera.

FUENTE