Interior y Policía reporta 288,466 extranjeros se inscribieron en el Plan de Regularizacion Interior y Policía reporta 288,466 extranjeros se inscribieron en el Plan de Regularizacion

SANTO DOMINGO. El ministro de Interior y Policía informó ayer que durante los 18 meses que duró el proceso de inscripción del Plan de Regularización, se inscribieron 288,466 extranjeros, lo que significa unos 78 mil inscritos más que lo programado por las autoridades al principio del Plan, cuando pronosticaron que unos 210 mil estarían involucrados.

Asimismo, José Ramón Fadul detalló que con acta de nacimiento se inscribieron 102,940 extranjeros; con cédula 69,997; con pasaporte 95,164; y sin documentos 20,345 personas. A estos últimos se les tomó la biometría, explicó el funcionario, que a la vez advirtió que estar inscrito no significa que “tienen sus expedientes completos, para que estemos claro en eso”.

Fadul explicó que concluyó la primera fase del plan. “La segunda se inicia con el plazo de los 45 días, para evaluar quiénes han depositado sus expedientes, que los mismos puedan completar los documentos restantes y, a partir de éstos, el Ministerio de Interior y Policía asegura que se evaluará quién merece el estatus migratorio”.

El ministro de Interior dio garantías de que “se percibía que se iba a perseguir a todo el mundo, y eso no es verdad. Este es un país con gobernabilidad, con instituciones, como es debido, sin sobresaltos”.

Tras la culminación de la fase de inscripción del Plan Nacional de Regularización de extranjeros, los centros ubicados en el Distrito Nacional y la provincia Santo Domingo estuvieron ausentes de las decenas de personas, principalmente haitianos, que los estaban visitando durante el último par de semanas.

Tampoco se cumplieron ayer las promesas de organizaciones en favor de los derechos de los haitianos, que amenazaron con continuar la lucha “hasta que no quedara un cañero sin registrar”. Todo lo contrario, en la capital era evidente una ausencia de nacionales de Haití en Santo Domingo.

Vacacional de Haina

En el antiguo Centro Vacacional de Haina, uno de los siete puntos de acogida de extranjeros indocumentados, a los que serán trasladados antes de una eventual repatriación, todavía se trabajaba en la terminación de varias facilidades, entre ellas las calles, el tendido eléctrico, además del paso de camiones y camionetas que trasladaban materiales de construcción y estructuras metálicas hacia el lugar. Se pudo apreciar, ya que no se permitió el paso de medios de comunicación, que las calles hasta el punto de acogida fueron asfaltadas recientemente. También se ha colocado una cocina móvil, del Plan de Asistencia Social de la Presidencia.

En un comunicado, la Dirección General de Migración expresó ayer que los casos en los que sea precisa la deportación de los extranjeros se filmará cada actuación del personal de la dirección en su papel de Policía Migratoria.

Operativos

De acuerdo con la Dirección General de Migración, los operativos de búsqueda de extranjeros en condición de ilegalidad serán monitoreados por un departamento de asuntos internos de esa institución. Cada caso será individualizado de los diferentes casos migratorios, se proveerá, la asistencia a los grupos vulnerables, y se establecerá un expediente individual de la persona retenida, a quien se le hará un registro de datos biométricos. En tanto que el Ministerio de Relaciones Exteriores acordó con las autoridades haitianas que las entregas de sus nacionales se realizará en puntos ubicados en la frontera, con las autoridades de ese país. Las repatriaciones se realizarán en horario de las 6:00 a.m. hasta las 5:00 p.m. de lunes a sábado, excepto domingo y días feriados.

Haitianos desaparecen de las calles

Las esquinas de la capital que antes lucían repletas de haitianos, ayer estaban vacías, y sólo algunos que pudieron depositar la documentación requerida para regularizar su estatus migratorio, permanecen en las mismas. Elie Anestal, Fritz Augustin, Daniel Demelys, Mariel Jousiel Aristide y Jeanette Toussain, dijeron que sus compatriotas no salieron a trabajar porque ” no sacaron sus papeles”.

FUENTE