image

 

Jennifer López resultó muy sexy para la televisión de Marruecos. La cantante fue demandada tras su participación en el festival Mawazine de Músicas del Mundo en el país africano, el pasado viernes 29 de mayo.

El concierto de la artista, en frente de 160,000 personas, fue transmitido a través de la televisión local por el canal público 2M, lo que generó molestia entre algunos sectores de la nación.

De acuerdo con la demanda establecida, el tipo de espectáculo ofrecido por la intérprete de 45 años no tiene cabida en la televisión de Marruecos, porque alteró el orden público, además de ser una ofensa para el honor y respeto de las mujeres, según como lo reporta TMZ en su sitio en línea.

Curiosamente y a pesar de la polémica desatada, el show de J.Lo contó con la presencia de personalidades ilustres de Marruecos como la esposa del rey, la princesa Lalla Salma y sus dos hijos, el príncipe Moulay Hassan y la princesa Lalla Khadija.

En caso de que la López fuera encontrada culpable sería sentenciada a cumplir entre un mes y dos años en prisión.

Esta semana también se conoció que la actriz se prepara para convertirse en una policía corrupta en la serie Shades of Blue (NBC), que se estrenará en el 2016.

Fuente