escuela-Barron Trump-Raccoonknows.jpg

 

Ya basta. Ese es el mensaje que le tiene la Casa Blanca a aquellos que se han dedicado a hacer chistes, comentarios agresivos y hasta memes de Barron Trump, el hijo menor del presidente Donald Trump, Barron, de 10 años.

En un comunicado emitido el martes, la mansión presidencial respondió a los comentarios y chistes de que ha sido objeto el niño de 10 años después de su participación en los actos de la investidura de su padre el viernes pasado.

“Es una vieja tradición que a los niños de los presidentes se les brinde la oportunidad de crecer fuera de la luz pública”, observa el documento. “La Casa Blanca confía en que esta tradición continúe. Apreciamos su cooperación en este tema”.

Katie Rich, una guionista del programa de comedia Saturday Night Live (NBC), fue suspendida indefinidamente del puesto que ocupaba desde 2013 por un polémico tuit donde hacía un chiste acerca de las matanzas en las escuelas y Barron.

Posteriormente Rich emitió un nuevo tuit pidiendo disculpas: “Quiero disculparme sinceramente por mi tuit. Lamento profundamente mis acciones y palabras ofensivas. Fue inaceptable y lo siento”, acotó.

La propia Chelsea Clinton -hija de la rival de Trump en las elecciones, HillaryClinton– salió en defensa del menor el domingo pasado pidiendo por medio de Twitter que le den una “oportunidad” de ser niño.

Posteriormente, su amiga, Ivanka Trump, media hermana del menor, también salió en su defensa con un video para demostrar que el niño es muy tierno.

Fuente