Aumento-de-salario-15-NY-Raccoon-Knows

Docenas de trabajadores de restaurantes de comida rápida se manifestaron este miércoles frente a las oficinas del Departamento de Trabajo, en el Bajo Manhattan, para pedir a la Junta Salarial que aumente el salario mínimo estatal a $15 por hora.

La concentración se realizó dos horas antes del comienzo de la primera reunión formal de esa junta nombrada por el gobernador Andrew Cuomo hace dos semanas, que es el punto de partida para una serie de audiencias públicas en las que se debatirá el monto en que deben ser incrementados los salarios para los 180,000 trabajadores de la industria de comida rápida que laboran en el estado.Rosa Rivera, una residente de El Bronx que trabaja en un McDonald’s en el Alto Manhattan desde hace 15 años, se mostró optimista de que el alza salarial será una realidad. “Alguien que vea el costo de vida y el salario que devengamos se dará cuenta que $15 es más que justo y necesario”.Armando Chacón, trabajador de Wendy’s en Queens y padre de tres hijos, afirmó que “no nos daremos por vencidos hasta que nos aprueben esta suba de salario. Personalmente confío en la promesa del gobernador de que hará lo posible por darnos a los trabajadores lo que merecemos.Esta demostración en Manhattan formó parte del inicio este miércoles de una campaña a nivel estatal para exigir el pago de $15. Además de la ciudad de Nueva York también se realizaron manifestaciones en Rochester, Buffalo y Albany.

Cuomo tiene última palabra

La junta está compuesta por tres miembros: Byron Brown, alcalde de Buffalo, que representa al público; Mike Fishman, secretario y tesorero del sindicato de trabajadores, que representa el sector laboral y Kevin Ryan, presidente y fundador de Gilt, que representa la industria de comida rápida.

En esta primera reunión, el comisionado de trabajo Mario Musolino dijo que, “estoy acá reunido con la junta para investigar, reportar y recomendar sobre un salario mínimo adecuado y las regulaciones que se necesiten tanto para los trabajadores y como para las cadenas de la industria de la comida rápida”.Uno de los objetivos clave de la Junta Salarial es realizar varias audiencias públicas para escuchar los testimonios de los diferentes sectores. Aunque este miércoles se indicó que esas audiencias serán de entre el 5 al 22 de junio, no se ofrecieron más detalles sobré cómo los interesados pueden registrarse para participar, o sobre quiénes pueden acudir a dar sus testimonios, ni tampoco las horas o lugares dónde se realizarán.

Una vez que se realice el proceso de las audiencias, la junta presentará a finales de julio su recomendación al gobernador, quien tendrá la última palabra sobre el aumento del salario mínimo, y que aumentaría mediante una orden ejecutiva sin la necesidad de la aprobación por parte de la Legislatura estatal.Pero no todo el mundo está a favor de esta medida. Melissa Fleischut, presidente de la Asociación de Restaurantes del estado de Nueva York, calificó el proceso como “una farsa predeterminada y apresurada para eludir el proceso legislativo, y de manera injusta elevar el costo de hacer negocios para ciertos empleadores”.Fleischut dijo que “la carga que se le acaba de dar a la Junta de Salario hoy, ha confirmado los peores temores de la industria de restaurantes.

Como parece, nuestro gobernador está determinado a seguir para adelante con su agenda discriminatoria”.El gobernador Cuomo recalcó que “a medida que continuamos luchando por un salario mínimo más alto en Albany, no voy a permitir que la inacción legislativa nos mantenga estancados de nuevo. Hoy, vamos a enviar el mensaje alto y claro: Nueva York no se detendrá hasta restaurar y preservar las oportunidades para todos”.El contralor de la ciudad Scott Stringer, quien participo en la protesta, dijo que “aumentar el salario mínimo es una importante y critica herramienta que debe dársele a miles de trabajadores neoyorquinos, porque esto contribuirá a que se rebajen los costos en programas de asistencia social y será un empuje a la economía porque permitirá que la gente gaste”.La campaña estatal se lanzó un día después de que en Los Ángeles se aprobara un aumento del salario mínimo la hora a $15, para los trabajadores de la industria de comida rápida, dentro de un período de cinco años.

Las audiencias

Fechas (no se dio a conocer aún el sitio donde se realizarán)

  • Junio 5: Buffalo.
  • Junio 8: ciudad de Nueva York.
  • Junio 15: Long Island.
  • Junio 22: Albany.

El ejemplo de Los Angeles

El alcalde Bill de Blasio felicitó este miércoles al Concejo Municipal de Los Angeles por subir el salario mínimo a $15 a partir de 2020 y dijo que el estado de Nueva York debería aprobar una medida similar.

“Los Angeles es otro ejemplo de una ciudad que está haciendo lo correcto, ayudando a la gente con un salario que les permita vivir”, dijo en un comunicado el alcalde.

“Necesitamos que Albany se adapte a los nuevos tiempos y que suba también el salario mínimo”, añadió De Blasio.

En marzo pasado el alcalde neoyorquino hizo un llamado a los empresarios del estado de Nueva York para que aumenten de manera “voluntaria” a $13 el salario mínimo que pagan a sus trabajadores.

FUENTE