Leonel

Si el presidente Danilo Medina acaricia sin sobresaltos mayores el sueño de la reelección y el PLD se apresta a sumar 20 años de gobiernos consecutivos se debe al acuerdo interno arribado con el expresidente Leonel Fernández. Pero hasta el momento, todo parece indicar que la propuesta de Fernández apunta a quedarse en las declaraciones de apoyo emitidas por los senadores y diputados que se reputaban leonelistas en el proceso de aprobación de la ley que declaró la necesidad de reformar la Carta Magna y el apresurado voto aprobatorio de la Asamblea Revisora.

El tema no figuró en la agenda oficial de las dos reuniones del Comité Político peledeísta de los días 29 de junio y 17 de julio, así como tampoco en la del Comité Central del día 18 de este mes. En las tres reuniones antes señaladas, los órganos de dirección del partido de gobierno se limitaron a cuestiones referentes al proceso electoral del próximo año, con la repostulación de Medina como tema central.

El pacto

La parte pública y conocida del acuerdo implicaba fundamentalmente una segunda reforma constitucional que hiciera menos interpretativa la Carta Magna y mucho más difícil la forma de modificarse, estableciendo claramente que en el tema de la reelección presidencial debería convocarse a un referendo aprobatorio.

La otra parte conocida (asumiendo que hay otros puntos secretos, como se ha hecho casi tradición en el país) es la repostulación de los senadores y diputados que hasta antes de la viabilización del proyecto reeleccionista se identificaban como leonelistas. El apresurado pacto fue forzado en los tres días siguientes de aquella memorable noche del 25 de mayo en la que Fernández en su condición de presidente del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) pareció envalentonarse y desafiar al todopoderoso Comité Político del cual forma parte, descalificando la reforma sobre la base del reeleccionismo pero al mismo tiempo dejando abierta la posibilidad de un entendimiento.

Sin embargo, después de la noche del jueves 28 de mayo en que se anunció el acuerdo acogiendo la propuesta de Fernández de hacer una segunda modificación que blindara la Constitución, el tema no se ha vuelto a tocar, al menos en los órganos de dirección del PLD.

No obstante esto, lo que se reveló del acuerdo daba por un hecho que la segunda reforma para cumplir con lo pactado con el exmandatario se haría casi de inmediato a la aprobación de la modificación reeleccionista.

Agenda del PLD gira en torno a la figura de Danilo

Una vez la Asamblea Revisora reformó la Constitución de la República y abrió las puertas para que el presidente Danilo Medina pueda repostularse y reelegirse si las elecciones del 16 de mayo lo favorecen, la agenda del PLD ha girado en torno a la figura del mandatario. Tanto es así, que figuras que antes daban la impresión de trillar el camino del leonelismo sin cuestionar, hoy día lucen estar más cerca de Medina que del exmandatario.