La berenjena o, mejor dicho, el agua de berenjenas, puede ser uno de tus mejores aliados si quieres adelgazar. A continuación te decimos cómo preparar el agua de berenjenas, y de qué manera debes consumirla para que te dé los efectos deseados.

Cómo preparar el agua de berenjenas

Según un artículo del portal Mejor con Salud, necesitamos una berenjena mediana, quitar su piel, lavarla, y posteriormente cortarla en cubitos. Estos cubitos debemos colocarlos en una jarra oscura con 1 litro de agua.

Como del agua de berenjenas requiere de mucho tiempo para macerar, es preferible que hagas la mezcla durante el día y la dejes reposar en la nevera en el transcurso de la noche.

El agua de berenjena la puedes servir fresca y añadiendo un poco de jugo de limón. De este modo, adquirirá un sabor particular, y tendrá una mayor proporción de antioxidantes.

Cómo tomar el agua de berenjenas

Debes consumir el agua de berenjenas por siete días 1 vez al mes. De este modo, ella no solamente te será útil para eliminar grasas, sino que también te ayudará en la depuración del organismo.

En esta semana, debes estructurar una dieta de jugos y ensaladas con la cual te sea más sencillo reducir la presencia de grasas industriales y harinas refinadas, que son perjudiciales para ti cuando se consumen en exceso

Para percibir los resultados deseados, debes ingerir medio litro de agua de berenjena al día, particularmente 1 vaso de ella antes de las comidas principales.

Puedes llegar a perder hasta dos kilos a la semana gracias al agua de berenjenas, pero la cifra varía de persona a persona porque los procesos metabólicos no son exactamente los mismos.

Hacer uso del agua de berenjenas para adelgazar es una opción práctica y segura para lograr el cuerpo que deseas sin poner en riesgo tu estado de salud, cosa que debe ser una de tus prioridades.

Fuente