Las autoridades de Puerto Rico anunciaron la apertura oficial al turismo en la isla a partir del 15 de julio tras el inicio de la pandemia y que forma parte del plan de reapertura del gobierno.

Según las nuevas disposiciones se han establecido cuatro fases para tratar de empezar a retornar a la normalidad. En estos momentos las playas se encuentran abiertas pero no están permitidos los grupos y se requiere el distanciamiento social. Algunos spas, museos y cines ya están abiertos y los restaurantes han aumentado su capacidad al 50%.

Además, reconociendo la importancia de la higiene y la desinfección, el organismo de turismo Discover Puerto Rico ha resumido las medidas de salud y seguridad de la isla a través de una infográfica en su portal. También están actualizando continuamente el aviso de viaje con la información más reciente en su página web.

Para quienes tienen planes de trasladarse a la Isla del Encanto en este momento, todos los vuelos comerciales se han desviado al Aeropuerto Internacional Luis Muñoz Marín en San Juan (SJU). Se espera que el Aeropuerto Rafael Hernández en Aguadilla (BQN) y el Aeropuerto Internacional Mercedita en Ponce (PSE) vuelvan a abrir a partir el 6 de julio.

La Guardia Nacional de Puerto Rico en el Aeropuerto Internacional Luis Muñoz Marín continúa ayudando a mejorar los controles de salud de todos los pasajeros que arriban, incluso ofreciendo pruebas rápidas voluntarias de COVID-19.

Algunas medidas

A los pasajeros que lleguen se les puede pedir que se pongan en cuarentena por 14 días. Al observar los efectos de esta próxima fase, se anticipa que el gobierno ajuste algunas medidas ante la reapertura el 15 de julio.
El toque de queda es actualmente del 16 al 30 de junio, de 10:00 p.m. a 5:00 a.m. Las excepciones son para emergencias.

La mayoría de las playas públicas y algunas reservas naturales son accesibles para tomar sol y se permiten otras actividades recreativas con las personas del mismo hogar. Las piscinas de los hoteles están abiertas al 50% de su capacidad dentro de las horas del toque de queda.

Los centros comerciales imponen el distanciamiento social y pueden requerir citas.

Los museos y teatros están abiertos al 50% de su capacidad y se aplican las medidas locales adecuadas. Los casinos permanecerán cerrados hasta nuevo aviso.La mayoría de los restaurantes y bares están abiertos al 50% de su capacidad.

Los centros comerciales y otras tiendas permanecen abiertos, pero por ahora no se permite ir de paseo. Se requieren citas.

Fuente