Las uñas son un escudo que protege la piel que está debajo de ellas, razón por la que tienes que atenderlas y asegurarte de que estén fuertes y en buena salud. Un modo rápido y muy accesible de fortalecer las uñas es hacer uso de remedios caseros, como los que vamos a presentar a  continuación.

1. Cebolla

Según un artículo del portal HolaDoctor, la cebolla es un remedio muy bueno para fortalecer las uñas porque es rica en zinc, un mineral que puede fortalecerlas y evitar que desarrollen manchas en ellas. Por otro lado, el azufre también estimularía la producción de queratina.

2. Ajo

Agregar trocitos de ajo picado en el esmalte o frotar un ajo entero sobre las uñas sería útil para fortalecer las uñas porque el ajo contiene alicina, una sustancia química con múltiples propiedades y efectos medicinales.

3. Limón

El jugo de limón es una alternativa para los removedores de esmalte que pueden resecar las uñas y quitarles también su brillo. Solo necesitas exprimir 1 limón y mojar en su jugo un algodón que debes frotar sobre tus uñas para después remojar en agua tibia.

4. Aloe vera

El gel que contiene el aloe vera te ayudará mucho a regenerar y fortalecer tus uñas. Puedes aplicarlo directamente sobre las uñas, esperar 15 minutos y lavar con agua fresca.

5. Pepino

Prepara un pepino entero y quítale sus semillas para licuar hasta triturarlo por completo. Introduce tus dedos en el puré por unos 20 minutos para que actúe. Verás como tus uñas recuperan su brillo.

6. Aceite de oliva

Aplicar aceite de oliva te ayudaría a mantener las uñas hidratadas y a proporcionarles vigor, lo que suavizaría sus cutículas y evitaría que se vuelvan quebradizas.

7. Aceite de ricino

Masajear tus uñas con aceite de ricino contribuye a su hidratación y hacerlas más elásticas, evitando que se partan. Este aceite también es una buena opción si lo que quieres es fortalecerlas.

Como has visto, puedes fortalecer tus uñas fácilmente a partir del uso de remedios caseros como los que presentamos aquí. Si tienes dudas respecto a alguno, puedes consultar con un especialista para tener más información al respecto.

Fuente